jueves, 21 de julio de 2016

Cláusula suelo y TJUE ¿Protegió el sistema financiero al ahorrador?

cláusulas suelo
¿Dónde estaba el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) cuando esos bancos que aplicaban la cáusula suelo ejecutaban las hipotecas de quienes ya no podían pagar?

Hace unos días, el TJUE a través de su abogado general, se pronunció en contra de la retroactividad de las devoluciones por las cláusulas suelo en las hipotecas, con lo que evitaba a la banca el pago de una factura millonaria por cobrar de más en concepto de cláusulas suelo irregulares. Decía el abogado que el impacto sobre la economía de esta retroactividad es motivo suficiente para no admitirla.

Ya lo dijo el Supremo hace tres años: el reintegro de todo lo cobrado de forma abusiva pondría en riesgo la viabilidad del sistema financiero español, un sistema financiero que se ha comido unos 100.000 millones en ayudas públicas (unos 2.175 euros por españolito) y que ahora argumenta que esos entre 5.000 y 7.000 millones de euros que nos ha estafado a algunos con la cláusula suelo, según el Banco de España, se lo tiene que quedar... por el bien de todos.

En mi pueblo a esto lo llaman hacer comulgar con ruedas de molino. Y por mucho que nos lo quieren decorar, el TJUE ha avalado con su decisión el engaño masivo a los ahorradores españoles.

Nos han estafado con preferentes, Cocos, Swaps, cláusulas suelo, etc. Han ejecutado nuestras hipotecas, han sido unos gestores incompetentes y ladrones, pero la factura la tenemos que seguir pagando nosotros, según la UE. Pues miren ustedes, señores de la UE, hoy me siento un poco más británico. Hoy entiendo que algunas personas no quieran que ustedes decidan por ellos, motivos tienen de sobra con decisiones como la suya.

Porque... ¿Dónde estaba el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) cuando esos bancos que aplicaban la cáusula suelo ejecutaban las hipotecas de quienes ya no podían pagar, dónde?

jueves, 7 de julio de 2016

Principales consecuencias positivas del Brexit

brexit
Tras la sorprendente victoria del NO a la Unión Europea por parte de la mayoría de los británicos se ha escrito mucho sobre las consecuencias negativas que podría tener esta decisión, pero también hay que hacer una lectura positiva de un error así.

Resumiendo un poco lo ocurrido, podemos decir que el Primer Ministro británico, David Cameron, decidió dejar que su pueblo decidiera sobre dos espinosos asuntos que siempre estaban sobre la mesa y nadie se atrevía a afrontar: la independencia de Escocia y la pertenencia a la Unión Europea. Probablemente, el hecho de que Escocia votara en línea con lo previsto y dijera SÍ, animó a Cameron a repetir referéndum para solventar el otro problema recurrente del pueblo británico. Solo que en esta ocasión, salió cruz y, contra pronóstico (se esperaba una victoria ajustada del SÍ) el Reino Unido dijo NO.

En realidad, en estos momentos, el mayor temor es que nadie sabe las consecuencias reales que a medio y largo plazo puede tener el Brexit para el Reino Unido y para sus antiguos socios europeos. Se habla de menor crecimiento económico, debilidad de la libra, deslocalización de empresas, volatilidad en los mercados y de retraso en la subida de tipos en Estados Unidos, pero insisto, nadie sabe a ciencia cierta qué va a pasar.

Sin embargo, lo que nadie puede negar es que el Brexit ha provocado una envidiable purga en la clase política del Reino Unido; algo que, no olvidemos, no hemos tenido en España a pesar de repetir elecciones por la incapacidad y el bajo perfil de los aspirantes al sillón presidencial. No me digan ustedes que no habrían visto con buenos ojos que rodasen un par de cabezas para poder votar con más alegría en la segunda convocatoria.

Por otro lado, por fín unos europeos (ya ex europeos) han abierto los ojos de los políticos y les han hecho un 'zasca en toda la boca' con la evidente falta de conexión entre el Parlamento Europeo y los votantes. Lo veníamos avisando con nuestra contínua abstención en las elecciones europeas, pero nadie quiso verlo. Pasamos demasiado de Europa porque no nos sentimos identificados con las decisiones de Bruselas y eso es un gravísimo problema político. Reino Unido ha dicho NO a algo que reamente los británicos desconocen y que, por tanto, no les interesa: la Unión.

Este punto enlaza con la siguiente consecuencia positiva del Brexit. No sólo hubo un exceso de buenismo pensando en que ganaría la opción europeista, sino que se ha demostrado lo que decían las encuestas. El país votó con el corazón porque en la cabeza no tenía nada. Y se sabía que el NO era la opción mayoritaria de los más viejos, de los más paletos, de los menos cultos, de los menos urbanitas... Ahora en España, algunos partidos propugnan una reforma electoral que haga que todos los votos valgan igual. Pues no señores, todos los votos no pueden valer igual. El hecho de que se disparasen en el Reino Unido las búsquedas en Internet sobre qué es la UE y el cerca de millón y medio de personas que vinieron a decir "ups, me he equivocado, votemos de nuevo" en otra web demuestran que no todos podemos votarlo todo. Habría, si eso fuera posible, que pasar un examen antes de votar ciertas cosas y eso es imposible e impopular.

Y esta es la cuarta consecuencia positiva del Brexit: Ahora ya sabemos que hay ciertas cosas que no se pueden someter al voto popular. Si a mí me pagan por escribir y a un bombero por apagar fuegos, a un político le pagamos por tomar decisiones. No me pase usted la patata caliente. O toma la decisión o me explica muy, muy bien las consecuencias de mi voto en una y en otra dirección. Y eso, ya he dicho, que en las decisiones sobre Europa no ocurre. Gracias al Brexit tenemos la seguridad de que no habrá más experimentos peligrosos vía referéndum porque a las urnas, como las armas, las carga el diablo y se les disparan a los idiotas.

La quinta consecuencia positiva del Brexit habla inglés pero es católica, pertenece a la UE, tiene una fiscalidad mejor que el Reino Unido, podría ampliar su territorio si les abre la puerta a sus vecinos protestantes del norte (pro europeos también), son los que están más cerca de la City de Londres y ya tienen unas cuantas multinacionales extranjeras allí desde donde dirigen sus operaciones para todo el Viejo Continente. Sí, mi apuesta no es Bruselas, no es París, no es Francfort y no es Madrid. Es Dublín.

¿Hay o no hay entonces consecuencias positivas del Brexit?

jueves, 16 de junio de 2016

"El Brexit necesitará un mínimo de dos años para llevarse a cabo"

brexit
"El Brexit necesitará un mínimo de dos años para llevarse a cabo, pero necesitaremos al menos cinco para conocer las consecuencias que tendría para el Reino Unido", explicó esta mañana en rueda de prensa Philippe Berthelot, responsable de crédito de la gestora francesa de fondos de inversión Natixis AM.

Para el experto galo, "el Brexit traerá más incertidumbre, pero no será el desastre".

Preguntados por el afán de Cameron de consultar con los británicos asuntos tan espinosos como la independecia de Escocia o la permanencia en la Zona Euro, Olivier de Larouzière, responsable de tipos de interés de la gestora, indicó que "es bueno preguntar al pueblo, pero probablemente, en el Reino Unido no se ha hecho bien".  

Los gestores galos recordaron que vivimos una "situación complicada" y que nos esperan meses de volatilidad con el referendum británico por la permanencia en la UE (Brexit) las elecciones generales en España y las dos pobiles subidas de tipos en Estados Unidos durante el año.

Al respecto de las elecciones españolas, Berthelot fue muy claro al decir: "cualquiera que sea la coalición que salga de las urnas españolas nos parece bien", marcando que el verdadero problema desde el punto de vista de las inversiones es la falta de Gobierno.

Para los expertos, "la rentabilidad negativa de los bonos no es preocupante siempre y cuando haya volatilidad". Además, consideran que la deuda sufre menos volatilidad que otros activos gracias al Banco Central Europeo, y se benefician de ello porque la filosofía de su entidad se basa en la fuerte convicción de que existen ineficiencias en los mercados de deuda que pueden ser generar beneficio a través de una gestión activa.

Así, la rentabilidad del fondo Natixis Souverains Euro es del 4,09% a un año frente al 3,72% del benchmark, al que bate también a tres, cinco y diez años.

Preguntados por la evolución del negocio en mercados tan poco atractivos para el ahorrador minorista, los gestores recordaron que su firma cerró 2015 con 241.500 millones de activos bajo gestión en renta fija y ya gestiona 251.800 millones al cierre del primer trimestre de 2016.

Por ello, Sophie del Campo, directora general de Natixis Global AM para Iberia, Latinoamérica y US offshore recordó que "la parte emocional del inversor pesa mucho y le lleva a tomar decisiones que no tienen sentido", como la de estar fuera del mercado porque hay volatilidad.


martes, 14 de junio de 2016

"El sistema de financiación autonómico es poco transparente y difícil de entender"

naranjas
"El sistema de financiación autonómico es poco transparente y difícil de entender, lo que provoca tensiones institucionales que no facilitan el debate y sí la demagogia, y dificulta la responsabilidad fiscal, por lo que abogamos por una reforma urgente del mismo". Esta es la principal conclusión del estudio "Financiación autonómica de régimen común: Una reforma necesaria" elaborado por el Consejo General de Economistas (CGE) que ha sido presentado hoy en Madrid. 

Valentín Pich, presidente del CGE señaló que "el ciudadano debería saber en todo momento lo que paga y a quién le paga, así como quien es el que le presta el servicio".  Por ello, añadió, "el Gobierno que salga elegido en los próximos comicios debería encarar con urgencia la reforma de la financiación autonómica, dado que las CCAA son las responsables de servicios fundamentales como la educación, la sanidad y los servicios sociales, que conforman la parte nuclear del Estado del Bienestar".

"Si no se hace, concluyó, será muy difícil hacer un desarrollo ordenado de la capacidad normativa en materia impositiva de las CCAA, que en algunos tributos, como los medioambientales, resulta farragosa y extremadamente compleja".

El estudio indica también que el reparto de recursos que se hace entre las Comunidades Autónomas resulta arbitrario y se altera con él el principio de ordinalidad.

Por tanto, sus autores proponen definir el nivel de gasto necesario para atender los servicios transferidos; revisar el concepto de población ajustada en función del principio de necesidad; analizar la cesta de tributos cedidos; rebajar el porcentaje de recursos aportados por las Comunidades al Fondo de reparto y eliminar los Fondos de Suficiencia y de Convergencia.

¿Qué opinas tú?

martes, 7 de junio de 2016

El sistema fiscal español es redistributivo y corrije la desigualdad, pero poco

impuestos
"El sistema fiscal español en su conjunto es regresivo (redistributivo), pero poco, igual que el sistema de prestaciones", explicó Julio López Laborda (Universidad de Zaragoza y Fedea) durante la presentación del Observatorio sobre el reparto de los impuestos entre los hogares españoles.

"Otros países redistribuyen más y mejor con sus sistemas fiscales y de prestaciones", añadió Laborda, en una presentación que contó también con la presencia de otro de los autores del informe, Jorge Onrubia (Universidad Complutense de Madrid, Fedea y GEN).

Según el Observatorio, la redistribución mediante impuestos no representa más que una parte muy pequeña del efecto redistributivo logrado por la intervención pública a través de flujos monetarios. Así, la mayor parte de la política redistributiva se lleva a cabo con prestaciones económicas (pensiones, prestaciones por desempleo o enfermedad, becas y ayudas para estudios, etc.) que reducen la desigualdad de la renta primaria en torno a un 30%.

"La tendencia de otros países de nuestro entorno (OCDE) es similar a la española, tanto al conceder poco papel a los impuestos para la redistribución social, como hacia el aumento del peso de los impuestos indirectos", señaló Julio López.

Para los expertos, la crisis habría aumentado la desigualdad en el reparto de la carga tributaria entre los hogares españoles, dado que "la rebaja del IRPF de 2015 ha reducido el efecto redistributivo de este impuesto".

En cuanto a una posible reforma fiscal tras las elecciones, los ponentes explicaron: "habría que reformar el sistema impositivo español y pensar bien cómo hacerlo más efectivo y más justo. Habría que ampliar las bases y pensar en muchas cosas; no sólo en la parte redistributiva".

Los principales resultados del estudio son, en primer lugar, que el tipo medio efectivo aumenta generalmente con la renta aunque existe una salvedad importante: el tipo medio sobre renta que soportan los hogares situados en el primer quintil (es decir, el 20% de los hogares más pobres) solo es superado por el que soporta el 10% de los hogares más ricos.

Esta singularidad se debe fundamentalmente a que el consumo de este quintil, que es la base sobre la que se aplican los impuestos indirectos, excede a su renta y a la existencia de topes mínimos en las cotizaciones sociales.

En segundo lugar, el conjunto de impuestos analizados reduce la desigualdad de la renta bruta, medida por el índice de Gini, en un 2,82%. Como consecuencia, los hogares más ricos (pero también los más pobres) tienen una participación en la renta total después de impuestos inferior a su participación en la renta antes de impuestos.

La tercera conclusión es que todos los impuestos indirectos se comportan de forma regresiva. En su conjunto, estos tributos aumentan la desigualdad de la renta de los hogares en un 4,02%. Entre todos ellos es el IVA el que más contribuye a ese efecto desigualador, lo que se explica, sobre todo, por su elevado volumen recaudatorio. Este impuesto eleva la desigualdad de la renta bruta de los hogares en un 3,13%.

Por último, los impuestos directos (IRPF y Patrimonio) son globalmente progresivos, mientras que las cotizaciones sociales son regresivas, debido a la existencia de bases mínimas y máximas de cotización. La aplicación del IRPF reduce en un 7,47% la desigualdad en la distribución de la renta bruta de los hogares, lo que permite que el conjunto de impuestos directos tenga también un efecto igualador del 6,83% y que el impacto agregado de todos los impuestos considerados sea una disminución de la desigualdad entre los hogares.

miércoles, 25 de mayo de 2016

Estados Unidos va a subir los tipos por si las cosas se estropean

eeuu
La Reserva Federal de los Estados Unidos va a subir los tipos de interés en septiembre para tratar de llevar las cosas a una cierta normalidad o, dicho de otra manera, para tener margen por si las cosas se estropean. Esa es la visión de Santiago Carbó y Carlos Salvador, profesores de CUNEF (Colegio Universitario de Estudios Financieros).

Para los profesores, "EE.UU. es una economía muy dinámica y productiva. Ha crecido, pero da la impresión de que la recuperación no ha llegado a todo el mundo y eso se refleja en la divisón política, con un par de opciones un tanto extremas", señala Carbó. Pese a ello, los economistas no prevén una recesión en el país norteamericano.

Más en general, Carbó y Salvador indican que estamos en un momento bastante complejo, con un entorno político muy ruidoso, lo que les hace estar bastante preocupados con la situación política, en la que destacan el Brexit, las elecciones en España y la situación de algunas economías emergentes, sobre todo Brasil.

"El Brexit es aparentemente el problema más importante, pero cada vez preocupan más las elecciones en España por dos motivos: por la incertidumbre en sí, y por la posible subida de impuestos que decida el nuevo gobierno, y que está empezando a calar entre los inversores", señala Carbó.

En cuanto al Brexit, la aparente victoria de la opción 'quedarse' ha tranquilizado a los mercados, pero entre otras consecuencias, habrá retrasado la subida de tipos en EE.UU.

Los profesores destacan la valentía de Cameron al enfrentarse a sus dos grandes problemas: "Por un lado, la independencia de Escocia, que ha salido bien y, por otro, la cuestión recurrente desde que entraron en la Unión Europea, el brexit, un debate con el que Cameron ha decidido terminar".

En lo que respecta a Europa, los profesores consideran que "el BCE ha parado lo peor, pero que sin medidas fiscales no puede pasar de ahí; Draghi no es capaz de estimular la economía". Pese a ello, estiman que al presidente del BCE le quedan algunas medidas por aplicar.

La banca europea, pero sobre todo las aseguradoras, están en una situación muy delicada y los economistas del Cunef creen que en 2017 el BCE tendrá que plantearse un cambio.

Para ellos, la banca española ha hecho sus deberes: se encuentran entre las más eficientes de la zona euro (otra cosa es su rentabilidad) pero afronta dos grandes retos: la digitalización y la competencia por parte de las fintech. Sobre este último aspecto, Carbó es poco optimista y señala que "es improbable que las fintech tengan los mismos condicionantes que los bancos, que van a tener las desventajas de los requisitos de capital. La UE tiene una política de competencia muy liberalizadora y, en ese sentido, el ejemplo de Google es muy clarificador".


martes, 17 de mayo de 2016

Uno de cada tres ciudadanos paga sobornos en Oriente Medio y Norte de África

soborno
Transparencia Internacional ha publicado la última edición de Oriente Medio y Norte de África del Barómetro Global de la Corrupción. En este informe se pone de manifiesto que casi uno de cada tres ciudadanos ha pagado un soborno en Oriente Medio y el Norte de África en los últimos 12 meses, y que en conjunto cincuenta millones de ciudadanos en esta región se han visto por tanto obligados a pagar sobornos para acceder a los servicios básicos. Por otra parte, la mayoría de las personas (61%) de la región consideran que el nivel de corrupción se ha incrementado en los últimos 12 meses.

La macroencuesta del Barómetro se ha proyectado sobre cerca de 11.000 ciudadanos en nueve países y territorios: Argelia, Egipto, Jordania, Líbano, Marruecos, Palestina, Sudán, Túnez y Yemen.

Hace cinco años la insatisfacción de los ciudadanos con los líderes corruptos y los distintos regímenes fue un catalizador clave para el cambio en la región, especialmente con las protestas de la Primavera Árabe. Transcurridos cinco años, este estudio revela que los Gobiernos han hecho poco para cumplir las leyes contra la corrupción y el soborno, y que tampoco han hecho lo suficiente por impulsar la transparencia y la rendición de cuentas a través de la libertad de prensa y el desarrollo de la sociedad civil.

En el Líbano, las cifras son realmente alarmantes, dado que nueve de cada diez personas (92%) dicen que creen que la corrupción ha aumentado. Los funcionarios del gobierno, los funcionarios fiscales y los miembros de los Parlamentos son percibidos como los grupos más corruptos de la región.

Con base en los resultados de este Informe, Transparencia Internacional hace cuatro importantes recomendaciones:

1. Los gobiernos de la región deben hablar inmediatamente y manifestar públicamente su compromiso de poner fin a la corrupción. También deben cumplir sus compromisos contra la corrupción a nivel mundial y regional, tales como bajo la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción (UNCAC) y la Convención árabe contra la corrupción.

2. Los gobiernos deben erradicar la impunidad y llevar a los corruptos ante la justicia para que puedan asumir la responsabilidad de las consecuencias de sus actos.

3. Los gobiernos deben crear un entorno seguro y propicio para la sociedad civil y los medios para luchar contra la corrupción e informar a los ciudadanos sobre ello.

4. Los gobiernos deben involucrar a sus ciudadanos en la lucha contra la corrupción y crear el espacio para sostener las instituciones para tener en cuenta y para ayudar a las fuerzas de seguridad. Esto es especialmente importante cuando la mayoría de los ciudadanos (58%) creen que tienen el poder para cambiar las cosas.